,

Pirazzi gana entre ecos del Stelvio

Tras la jornada que marcó el Giro 2014 y con Quintana de rosa, la carrera afrontó una jornada de transición que tenía el final ubicado en la bonita localidad de Vittorio Veneto, y que estuvo marcada por la polémica antes de la salida. Los directores deportivos de los equipos se reunieron, con Oleg Tinkov de invitado, con el fin de tratar de esclarecer lo sucedido en el descenso del Stelvio y encontrar una solución ecuánime. A pesar de eso y de que es un asunto que, a buen seguro, seguirá trayendo cola, la carrera se disputó con total normalidad.

Situada en medio del empacho de alta montaña que está siendo el Giro de Italia 2014 en esta última semana, la decimoséptima etapa suponía una nueva oportunidad para que Nacer Bouhanni (FDJ.fr) se luciese en otra llegada masiva. Sin embargo, tras las jornadas de desgaste sufridas, ni el equipo francés, ni sus aliados en tal empresa tuvieron posibilidad alguna de controlar un grupo de 26 unidades del que saldría el vencedor.

La resolución de la fuga comenzaría a aclararse a falta de 30 kilómetros para la meta, cuando el belga Thomas De Gendt (Omega Pharma-Quick Step) atacaba y se marchaba en solitario. El resto de integrantes de la fuga, por su parte, esperaría a la llegada del Ca’di Poggio, una ascensión de poco más de 1 kilómetro al 12% de pendiente media, donde el grupo terminaría por disgregarse. En las primeras rampas del “muro” Stefano Pirazzi (Bardiani) lanzaría su ataque, alcanzando a De Gendt bajo la pancarta del premio de la montaña.

En el descenso, bajo la lluvia, el dúo de cabeza sería cazado por otros tres corredores (Tim Wellens (Lotto Bellisol), Jason McCarthy (Tinkoff-Saxo Bank) y Matteo Montaguti (Ag2r) ) formando el quinteto definitivo que se jugaría la victoria de etapa. Las ansias de triunfo serían suficiente motivo para que la cabeza de carrera se pusiese de acuerdo en un “santiamén”. Así, pusieron tierra de por medio con respecto a los que, hasta hace poco, habían sido compañeros de fuga y entraron en el último kilómetro con ventaja suficiente para jugarse la victoria de etapa. Pirazzi, con poca confianza en su velocidad punta, fue el primero en atacar, abriendo un hueco que sería imposible de remontar para el resto y evitando el sprint.

El italiano sorprendía a sus rivales y se adjudicaba un triunfo de etapa muy buscado durante los tres últimos Giros: “Sabía que sería difícil llegar juntos entre los cinco de delante. Y también sabía que no tenía oportunidad ante ellos”. Con el triunfo en Vittorio Veneto, Bardiani completa un Giro de Italia a la altura de equipo World Tour. Con tres victorias parciales y mucha presencia en las fugas, los italianos han devuelto la confianza que depositaron en ellos los organizadores a base de resultados y actuaciones destacables.

En la lucha por la general, las espadas se mantienen en todo lo alto, toda vez que la jornada se desarrollase sin mayores sobresaltos. El líder de la carrera, Nairo Quintana resumía así “su” etapa: “Ha sido un día relativamente tranquilo. Las dos primeras horas han sido muy rápidas porque todo el mundo sabía que íbamos a dejar una fuga, pero una vez que se ha hecho la escapada, la parte final ha sido muy tranquila gracias a mi equipo que ha controlado toda la etapa”.

La corsa rosa entrará mañana en su tríptico montañoso definitivo. La subida al refugio de Panarotta, con casi 16 kilómetros al 7,9%, volverá a poner a cada uno en su sitio y seguirá definiendo los puestos de honor de una clasificación general que comanda un confiado Nairo Quintana: “Quedan estas etapas de montaña, que son más acordes a mi perfil de corredor. Espero estar a la altura y estar donde debe estar un líder. ¿Atacar? De momento pienso en defenderme y si surge la ocasión, tratar de aumentar las diferencias. Pero ahora el objetivo es defender. Creo que he demostrado mi nivel, no sólo ayer. En Oropa fui el mejor de los favoritos pese a estar enfermo. En Montecampione sólo me ganó Aru. Mis rivales seguro que pensarán en atacarme y claro que puede haber alianzas y habrá que estar atento a ellas, pero confía mucho en mi equipo. Todavía tenemos los nueve corredores y después de los problemas que tuvimos, ahora nos encontramos perfectamente.”

Pedro Ceinos

Pirazzi se hace con la 17ª etapa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *