,

Sucesores del Chava

Genio y figura. El abulense fue único y no será un ciclista que se vuelva a repetir fácilmente. Su carisma y su calidad ciclista fueron una mezcla tan exitosa como polémica. Victorias repletas de épica, de talento y de esa picaresca tan Jiménez. El tiempo no nos ha regalado tantos corredores geniales, de inspiración. 

En esta categoría de corredores podrían entrar todos los que aparecen y desaparecen incluso dentro de una misma etapa, pero nos vamos a quedar con los escaladores irregulares que han irrumpido en el ciclismo de los últimos años. Sin compararles, eso sí, al gran y añorado José María, y tratando únicamente de lo relativo al deporte.

IGOR ANTÓN

El bilbaino ha sido el mayor exponente de escalador de inspiración. Ha intentado compensar su irregularidad, pero ha sido imposible. Su mejor rendimiento ha llegado cuando ha tenido esos días mágicos en los que no tenía cadena. Y en sitios muy difíciles de brillar, con muy buenos rivales siempre. Sólo la mala suerte y su debilidad mental le ha hecho quedarse por el camino, pero podría haber logrado muchas más cosas.

Igor Antón gana en el Zoncolan (ver video)

JOSÉ RUJANO

El venezolano es un caso poco comparable al español, aunque sí tiene una gran similitud en cuanto a lo imprevisible de su actuación en carrera. Tan pronto está atacando con varios puertos por escalar como pierde contacto con la cabeza de carrera. Tan pronto es el único en aguantar la escalada de un líder dominador como abandona. Escalador de inspiración y de arrebatos.

José Rujano gana en Sestriere tras poner en jaque el Giro 2005

SERGIO HENAO

El colombiano tiene una trayectoria diferente. Él casi siempre se ha visto supeditado a los intereses de otro líder, al menos en los grandes eventos, por lo que no le hemos podido ver en plenitud en demasiadas ocasiones. Sin embargo, hemos podido ver su lado más ‘Chava’. Atacante, imprevisible, ligero, ganador y desaparecido al mismo tiempo…

Sergio Henao gana en la Vuelta al País Vasco

Más noticias:

Recorridos ciclistas: Lanzarote

Bardet, ¿clásicas o grandes vueltas?

Delgado, Indurain, Contador, Ocaña y Bahamontes, ¿cuál es mejor?

El problema de París-Niza

Alberto Leanizbarrutia, la roca

Ciclismo urbano, la hipocresía de las ciudades

Alemania, la luftwaffe del sprint

El ciclismo actual, mejor que el ciclismo antiguo

Desde la Cuneta y la Vuelta Andalucía trabajan juntos en 2014

Los grandes días de Samuel Sánchez

Las metamorfosis de Juanma Gárate

El Giro seduce a Roche y Majka

Entrenamiento ciclista: las series

Gamoniteiro, el sueño imposible

El papel de Riijs en el ciclismo

Wiggins, el mayor enemigo de Froome

Hinault, el campeón total (parte III)

One Response
  1. Las comparaciones son odiosas, y comparar al gran jimenez con estos buenos ciclistas es como minimo injusto. Ni estilo, ni cualidades, ni historial, ni carisma. Gran web. Sigue con ella q lo haces muy bien aunq este post no sea el mas acertado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.