Recorridos ciclistas: Can Carreres, una emboscada para la Volta Catalunya

La Volta a Catalunya ha presentado el recorrido para la edición de 2014, y un detalle que salta a la vista es la repetición de finales respecto al año pasado, hasta cuatro etapas de siete jornadas totales. Y entre todas llama la atención la primera jornada con inicio y final en Calella, que no solo se realizó en 2013, sino que también en 2012, y que se repetirá al menos los tres años siguientes.

Es por ello que sería buena idea incluir en el recorrido de la etapa alguna novedad que haga la etapa más atractiva y esperada por los aficionados. Y esa novedad podría estar muy cerca, compartida con el municipio vecino de Pineda del Mar.

Se trata de la ascensión a la urbanización de Can Carreres y su posterior descenso hasta las mismas calles de Calella, con dos kilómetros durísimos de subida. La pendiente empieza incrementarse a las afueras de Pineda pasando por debajo de la C-32, y justo antes de hacerlo ya avisan de la dureza que puede alcanzar.


Ver mapa más grande

Este tramo inicial se realiza sobre un firme de hormigón en muy buen estado y con varias herraduras que elevan la pendiente considerablemente. Justo la entrada a la urbanización es el punto con el firme en peor estado.


Ver mapa más grande

Cruzar la zona de chalets es rápido, aunque puede ser conflictivo para la organización al tener que controlar muchas salidas de casas y bocacalles. El descenso está en mucho mejor conservado y es más ancho, lo que permitiría trazar las curvas que tiene con más seguridad.


Ver mapa más grande

En definitiva, una encerrona ideal para que la carrera sea espectacular desde su primera jornada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.